Blefaroplastia: Cirugía de la mirada

La mirada centra gran parte del atractivo de una persona. Las bolsas, el párpado caído, el exceso de piel, las arrugas del párpado inferior, la oreja, son partes de la mirada que pueden tratarse tanto de forma quirúrgica como de forma no quirúrgica en consulta.

La Blefaroplastia o cirugía de la mirada es una cirugía que tiene la finalidad de rejuvenecer la apariencia del rostro a través de la intervención de los Párpados.

Indicaciones

La Blefaroplastia es un procedimiento quirúrgico funcional y/o cosmético con la finalidad de remodelar el párpado superior e inferior eliminando y/o reposicionando exceso de tejido graso y piel.En ocasiones también se refuerzan los músculos y tendones circundantes.

Cuando se presenta una importante cantidad de piel en el párpado superior, la piel puede colgar sobre las pestañas a modo de capuchón y causar la pérdida de la visión periférica, con dificultad para las actividades cotidianas como conducir o leer. En estas circunstancias, la blefaroplastia del párpado superior es llevada a cabo para mejorar la visión periférica.

Pacientes con una menor cantidad de exceso de piel pueden realizarse un procedimiento similar por razones cosméticas.

La operación en el párpado inferior es casi siempre realizada por razones cosméticas, para mejorar las "bolsas" de los párpados inferiores y reducir las arrugas de la piel. Ya que con el paso de los años, los párpados, como otros tejidos tienden a descender.

 

 

¿En qué consiste?

 

La blefaroplastia se realiza mediante incisiones externas hechas a lo largo de las líneas naturales de los párpados, tales como las rayas de los superiores y por debajo de las pestañas en los inferiores, o por la superficie interna del párpado de abajo. Es la llamadaBlefaroplastia Transconjuntival. En la mayoría de las ocasiones se acompaña de una caída de la cola de la ceja que se restaura haciendo en la misma intervención un Lifting de la cola de la ceja.

Es una cirugía ambulatoria (también llamada cirugía de día) porque no es necesario que el paciente permanezca hospitalizado. Se realiza con anestesia local asistida por sedación de un anestesista. La recuperación es rápida. La hinchazón y la equimosis (piel morada) iniciales tardan una o dos semanas en restablecerse pero se necesitan, al menos, varios meses hasta que el resultado final se vuelve estable. Dependiendo del alcance del procedimiento, la operación tiene una duración de una a tres horas en completarse.

 

 

En Clínica Martínez Amo es el DOCTOR quien realiza la exploración y le aconseja de modo personalizado el tratamiento más apropiado en su caso concreto.

En Clínica Martínez Amo somos conscientes de la importancia de una atención óptima y personalizada, así como lo valioso que es su tiempo, por ello le reservamos el espacio dedicado a su tratamiento mediante una cita previa que confirmaremos.

Utilizamos cookies propias para el correcto funcionamiento de la página web y de todos sus servicios, y de terceros para analizar el tráfico en nuestra página web. Si continúa navegando, consideramos que acepta su uso. Puede cambiar la configuración u obtener más información ‘aquí’.

  Acepto las cookies de esta web.